IMPORTANTE: BOSQUE NORTE ahora disponible para arriendo de departamentos amoblados indefinidos 1 y 2 dorm. Más info
Viñas cercanas a santiago

Viñas cerca de Santiago que puedes visitar todo el año

La zona central de Chile, está llena de opciones para el enoturismo. Los valles del Maipo y Casablanca principalmente, se destacan por sus condiciones climáticas y de suelo favorecen mucho la producción de vid. Para los amantes del vino, visitar las viñas chilenas, debiese ser casi una actividad obligada para disfrutar de sus diferentes tipos de paseos para todas las edades y su exquisita gastronomía.

Muchos de los tours que ofrecen estas viñas chilenas, se preocupan de acercar el mundo del vino al público general, explicando paso a paso todos los procesos que finalizan en un vino de calidad reconocida internacionalmente, y dándoles a sus visitantes la oportunidad de degustar sus distintas variedades.

Hoy nos centraremos en aquellas que han puesto foco en aquellos turistas que no sólo quieren aprender más sobre vino, sino que también quieren pasear y recorrer el lugar, incluso con los niños, en Santiago y sus alrededores.

Durante todo el año, y sobre todo cuando hay fines de semana largos, estas son las viñas a las que hay que ir a disfrutar un día de campo.

 

 Cousiño Macul

Esta viña se encuentra enclavada en medio de Santiago y se puede acceder fácilmente en transporte público (metro, micro u otro tipo de locomoción colectiva).

Es una viña con más de 150 años de tradición, en la que hoy quedan 80 hectáreas en que se producen varios de los vinos top de la marca y donde hay cinco tipos de tours (desde $ 15.000) para conocer los viñedos, parques, las bodegas centenarias construidas con ladrillos pegados con clara de huevos (el famoso cal y canto), y las cavas subterráneas que datan del siglo XIX. Además de recorrer la viña completa en bicicleta, degustar una copa o hacer una cata más completa de vinos. Más información

Concha y Toro

Esta viña obtuvo el segundo lugar como la marca de vino más admirada del mundo, según el ránking de la prestigiosa revista inglesa Drinks International. Es una de las más visitadas (recibe cerca de 180 mil personas al año), sobre todo por los extranjeros que visitan Santiago, porque, además, queda a sólo 40 minutos de Santiago.

Concha y Toro es uno de los íconos de Pirque, porque está ahí desde 1883. Ese año nació la viña y de esa época se conserva la casona de 4.600 m2 en que vivió don Melchor de Concha y Toro y el jardín de 23 hectáreas que rodea la mansión.

Hay a disposición de los visitantes, tres tours desde $ 18.000 (con tres degustaciones de vinos) de 70 minutos aproximados de duración, en que conocerá esos rincones y la bodega de donde salió la leyenda del Casillero del Diablo: un bodegón subterráneo donde se supone que el mismísimo demonio habitaba y protegía la cava. Los menores de 18 años pueden ingresar de forma gratuita.

Además, ahí hay un jardín de variedades, para conocer y diferenciar las hojas y las uvas de 26 cepas viníferas, desde merlot a sauvignon blanc. Más información

 

Haras de Pirque

Al igual que Concha y Toro, esta viña forma parte del nuevo destino enoturístico Valle del Maipo, un lugar muy interesante que destaca sobre todo por su arquitectura singular y su excelente restaurante.

Se encuentra a los pies de la cordillera y sus bodegas tienen la forma de una herradura, además aprovechan la gravedad: en la zona más alta están las cubas para la fermentación del vino; más abajo, las barricas para su guarda y la zona de embotellado, hasta donde llega el caldo bajando

Por supuesto, la viña ofrece dos tours (desde $ 20.000) que comienzan en la terraza principal de la bodega donde se puede apreciar el hermoso valle de Pirque y las majestuosas montañas de los Andes. Para luego conocer el proceso de vinificación y crianza en barrica, seguido de una degustación de tres vinos: Albaclara Sauvignon Blanc, Reserva de Propiedad y Hussonet Cabernet Sauvignon Gran Reserva en su sala de degustación. Más información

 

Casas del Bosque

Fundada a mediados de los años 90 por la familia Cúneo, esta viña está a sólo 70 kilómetros de Santiago, en el corazón del valle de Casablanca.

El lugar tiene más de 230 hectáreas, con viñedos, senderos, restaurantes y miradores que da gusto recorrer en familia, gracias a una oferta de 6 tours en que podrás disfrutar de las vistas más lindas del Valle de Casablanca, caminar por sus viñedos, conocer sus bodegas, sala de barricas y aprender sobre el proceso de vinificación. Los tours tienen una duración desde 30 minutos e incluyen degustación de una selección de al menos tres vinos. Más Información 

 

Veramonte

De las viñas del valle de Casablanca, ésta es la que queda más cerca de Santiago, a 40 minutos por la Ruta 68. Eso de por si la convierte en un buen panorama de fin de semana. Si le sumamos su oferta de 5 tours (desde $14.000), que incluye de hecho un tour especial para los niños que acompañan a sus papás; mientras estos hacen el recorrido normal, los pequeños aprenden del campo, recogiendo hojas de árboles y piedritas, dibujando y probando jugos naturales y un rico galletón.

Los tours consisten principalmente en conocer la historia de Viñedos Veramonte comenzando en su centro de visitas, luego podrás aprender de su agricultura orgánica, para continuar por la bodega de producción, finalizando en la sala de embotellado. Todos los tours incluyen degustación de vino y tienen una duración de al menos una hora.

En primavera hay otros paseos entretenidos, como los de picnic y los que se hacen en bicicleta, pasando por los viñedos para descubrir las características de los suelos y de las parras, con snack, agua mineral y degustación de dos vinos incluidos. Más información 

 

Bodegas Re

A diferencia de las viñas antes mencionadas, se trata de un lugar a pequeña escala, escondido entre los caminos interiores del valle de Casablanca.

Ahí se elaboran exclusivos vinos en grandes y redondas tinajas de arcilla y se hacen tours personalizados, en grupos de menos de 10 (desde $ 17.000) por sus frescas bodegas subterráneas de adobe, su balsamería, su sala de licores artesanales y su pequeño viñedo. La mayoría de los tours incluyen degustación de vinos y otras atenciones.

También hay un enorme jardín, con mesitas y hamacas, donde los niños pueden jugar a sus anchas y se puede hacer un picnic con los vinos, quesos y panes que se compran en el lugar.

A la entrada de la viña, además, hay un nutrido emporio donde comprar artesanía y un imperdible: un fino licor de unos 40°, hecho con guindas de Cauquenes.

 

Viña Indómita

A sólo 70 kilómetros de Santiago y sobre una pequeña planicie se encuentra la Viña Indómita, que cuenta con una espectacular vista del paisaje vitícola, con muchísimas áreas verdes para contemplar el valle de Casablanca.

Esta viña ofrece 7 tipos de tours (desde $13.000) entre los cuales podrás recorrer el viñedo, donde conocerá el manejo vitícola que se realiza durante el año. Además, de disfrutar de una de las panorámicas más hermosas del Valle de Casablanca. En la bodega de moderna arquitectura, recorrerá la imponente sala de tanques para continuar con la visita a la sala de barricas. Todo esto, con una duración aproximada de 45 minutos. La mayoría de los tours incluyen degustación de vinos.

También podrás ver el atardecer de una forma única, o si prefieres, un trekking cuya ruta incorpora los principales atractivos de su campo, descendiendo por el Sendero Viñedos hacia zona de la Laguna. Para luego terminar en el Mirador de Indómita, lugar que se caracteriza por poseer una gran biodiversidad y contar con una de las panorámicas más hermosas del Valle de Casablanca. O simplemente, disfrutar de un exquisito picnic en la laguna, o una cabalgata hacia el mirador. Más información

 

Viña Santa Rita

Visitar Viña Santa Rita constituye un viaje fascinante por el patrimonio cultural de Chile y la tradición del vino chileno, a sólo 45 minutos de Santiago.

Ubicada en la zona precordillerana de Alto Jahuel, en Buin, la viña está rodeada por un entorno natural único, donde conviven la tradición vitivinícola, la historia de Chile, la cultura, y la gastronomía.

La Viña Santa Rita se ha convertido en una de las más reconocidas a nivel internacional por sus exquisitos vinos de exportación. La oferta consiste en 10 tipos de tours (desde $15.000) con una duración mínima aproximada de 1 hora, que consisten en un recorrido guiado por jardín de variedades, viñedos, proceso de elaboración del vino y guarda, proceso de embotellado visitando la “Bodega 1”, primera bodega de la Viña, y la “Bodega de los 120 Patriotas”, donde descubrirás la apasionante historia que le da nombre a la bodega, pasear por el Parque Centenario creado con variados estilos de paisajismo, ver una capilla construida el Siglo XIX, visitar el Museo Andino y muchos otros atractivos del lugar.

También podrás hacer un recorrido por las instalaciones en un carro bar, o en bicicleta, o disfrutar de un rico picnic con tu familia o grupo de amigos. Por supuesto, todos los tours incluyen degustación de vinos. Más información 

 

Si quieres conocer otros panoramas para realizar con tu familia, encuentralos aquí.